Cata del cava SemiSeco de Bodega Vía de la Plata

Impresiones de la degustación del cava SemiSeco de Bodega Vía de la Plata

Cuando vivimos la experiencia de los cavas y vinos espumosos hace algo menos de un año, se nos abrió un mundo dentro de los vinos, del que no habíamos querido saber, porque no nos interesaba, por desconocimiento y prejuicios. Pero desde entonces, le hemos encontrado un interés del que os queremos hacer partícipes.

Los vinos espumosos

Tal y como os contamos en aquella publicación, o bien nuestros amigos de Destino y Sabor, en una publicación sobre vinos espumosos, los vinos espumosos nacen como un defecto a la hora de elaborar vinos, pues se realizaba una segunda fermentación cuyo resultado era un carbónico que quedaba disuelto en el vino y que al descorcharlo, salía en forma de burbujas.

Cavas y vinos expumosos

Aquel “defecto”, que no es tal, ahora se busca a la hora de producir estos vinos. Son vinos de aguja, espumosos, cavas, champagne,.. Y para lograrlo, existen 4 formas básicas de elaboración. Ninguna es, a priori, mejor que otras, cada cual tiene su por qué, su público y su vino.

No vamos a entrar en detalles, para ello os hemos dejado los enlaces anteriormente:

  • Método Champagne, o método tradicional.
  • Método de fermentación en botella.
  • Método Ganvás.
  • Método de gasificado.

 
 

Bodega Vía de la Plata

Esta bodega no la conocemos más que por web. Es una experiencia que esperamos vivir en alguna ocasión, pues consideramos que puede ser muy interesante.

Esta bodega está en Almendralejo, en la provincia de Badajoz, Extremadura. Es la tierra natal de José de Espronceda y Carolina Coronado dos grandes del romanticismo español. Esta ciudad, en medio del Camino de la Vía de la Plata, una vía romana que bajaba el oro desde Las Médulas, en León y que también es Camino de Santiago.

Bodega Vía de la Plata

Esta es una capital del vino, con una tradición que se remonta a siglos. Desde 1983 se empieza a realizar vinos espumosos y desde 1985, se admite como una zona dentro de la DO. Cava.
 

Cata del cava SemiSeco de Bodega Vía de la Plata

    Origen de la uva: Este vino espumoso está elaborado bajo la denominación de origen Cava.
    Variedades de uva: Para elaborar este cava se usa un coupage de las variedades macabeo, un 70%; y la variedad parellada, el otro 30%.
    Elaboración: Para elaborar este cava, se ha usado el método tradicional, con un aporte extra de 35 gr/litro.

 
Botella de cava SemiSeco de Bodega Vía de la Plata

Características

Un vino espumoso de bonita burbuja. Muy fina. Destaca sobre un fondo amarillo pajizo.

Aromáticamente encontramos unos toques muy cítricos y algo dulces.

En boca se nota una ligera astringencia, pero muy suave, no tiene un “raspado” típico de los cavas de burbuja gruesa, añadido al toque dulce, lo hace de fácil de tomar. La cantidad de azúcar se nota, dejando un leve toque exótico de frutas sobremaduradas.

cava Semi seco de la Bodega Vía de la Plata

Nuestras impresiones

Este vino espumoso, o bueno, un cava, que podamos darle ese nombre, es suave y fácil de tomar. Si bien está en el límite superior de la cantidad de azúcar por litro, y se nota. Igual un poco menos, aunque dentro de la categoría SemiSeco hubiera sido ideal. No obstante es un vino agradable para empezar la comida y con él llegar hasta el final, con los postres.

Valoración de 3 sobre 5 para este vino

Esto hace de este cava semiseco Bodega Vía de la Plata un vino muy versátil y agradable, que te acompaña toda la comida sin ese retrogusto abrupto y amargo al que solemos asociar a los cavas.

Propuesta de maridaje

Como hemos indicado, este vino se puede combinar desde el principio. Pese al azúcar añadido sigue poseyendo ese alcohol que tan bien se conjuga con las grasas de los alimentos, por lo que es ideal con embutidos, siempre que no sean muy picantes, pues en este caso chocarán con el azúcar. Pero siendo “dulces”, irán perfecto. Al igual que con unos quesos semicurados.

Maridaje del cava semiseco Vía de la plata con unos Tortellini con salsa de queso y champiñones
Durante nuestra prueba, lo tomamos acompañando unos entrantes hechos con una mermelada de setas shitaki y anchoas, que es por definición es salado, pero quedo muy bien la armonía. Y luego, como plato principal, unos Tortellini con salsa de queso y champiñones, quedó de maravilla.

Y como veis, hay mucha vida por delante con estos vinos con carbónico. Ya sean vinos espumosos, o cavas. Y la igual que ocurre con los vinos tranquilos, en el mundo de los cavas, no todos son iguales, ni siquiera aunque procedan de la misma bodega. Hay un mundo por conocer, y la mejor forma de descubrirlo es, probar, probar y probar. ¡Y además es divertido!

¿Y a ti? ¿Te gustan los cavas? ¿Cuál es tu cava o vino espumoso favorito? Comparte tus opiniones con nosotros, seguro que aprendemos algo nuevo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.